Verdades importantes del cigarro electrónico

Verdades importantes del cigarro electrónico

¿ES MALO O PELIGROSO EL CIGARRO ELECTRÓNICO?

 

Cada día hay más gente a favor del cigarrillo electrónico, es un producto que se instauró en el mercado en 2013 y a día de hoy no para de crecer.

¿Pero es malo? ¿Es peligroso?

 

En este mundo hay dos bandos. Los detractores y los que no lo son entre los que encontramos usuarios y fabricantes. Pero quién tiene razón?

 

Empecemos por los detractores.

¿Quienes son? 

Por un lado está el gobierno español, una “empresa” que recauda:

CADA DÍA 20 MILLONES DE EUROS DIARIOS EN IMPUESTOS AL TABACO. 

CADA MES:, 607 MILLONES DE EUROS.

CADA AÑO:  7290 MILLONES DE EUROS EN IMPUESTOS AL TABACO.

¿7290M€ Es una buena razón para que la gente no deje de fumar?

 

¿Por otro lado a quien tenemos?

TABACALERAS: Con el cigarro electrónico se les acabaría el negocio.

FARMACÉUTICAS:

Llevan 30 años preparando fármacos para curar el cancer de pulmón, garganta, boca etc. 

MILES DE MILLONES INVERTIDOS EN TRATAMIENTOS PARA CURAR LOS EFECTOS DEL TABACO. 

¿Crees que van a se van a quedar de brazos cruzados viendo cómo la gente deja de fumar?

 

Ahora hablemos de los que NO son detractores.

¿Quienes son?

Por un lado los fabricantes son ciudadanos que han creado sus pequeñas/medianas empresas (no son multinacionales), que fabrican líquidos de cigarro electrónico. Estos usan productos de calidad farmacéutica o grado alimentario para fabricar sus productos. Algunos de ellos bajo normativa europea son analizados y certificados.

Por otro lado nos encontramos a los usuarios que son personas que han dejado de fumar gracias a este método o que están encontrando mejorías en su salud al realizar el cambio al cigarrillo electrónico.

La principal reclamación en este sector es por el ataque indiscriminado sin pruebas veraces, la represión por no poder defenderse de dichos ataques ya que el estado no lo permite. Este sector sabe que el producto funciona y sobre todo por los que lo viven en propia piel,  pero ven como las mentiras provocadas por los intereses de terceros amenazan el vapeo.

 

AHORA VAMOS A OFRECER OTRA VISIÓN A TODO ESTO DESDE UN PUNTO NEUTRAL Y CON COMPARACIONES QUE NO SE SUELEN VER. 

 

¿Es malo el cigarro electrónico?

Lo primero de todo es que los pulmones están preparados para respirar aire limpio, nada más, todo lo que inhales será más o menos dañino. El líquido de cigarro electrónico contiene glicerina, propilenglicol, aromas alimentarios y puede contener nicotina. Todos estos productos son para consumo humano y está demostrado que no son peligrosos dentro de un consumo razonable. (El agua es esencial para la vida pero si bebes 5 litros de agua acabarás en el hospital). Esto significa que no sabemos los efectos que tendrá a muy largo plazo pero si que hasta ahora no produce efectos secundarios que te produzcan ningún tipo de enfermedad. Además podríamos añadir que se utiliza para dejar de fumar, por tanto al finalizar el consumo de nicotina ya no tienes por que seguir vapeando.

Pero sabemos que: Las personas que han dejado el tabaco con este método y siguen usando el cigarro electrónico han sufrido mejoras en su organismo, tales como: eliminación de mucosidades, mejora respiratoria a la hora de hacer deporte, recuperación del sabor. Muchas dicen que es como si no fumaran nada.

 

Ahora toca compararlo para saber cómo de malo es, porque ya sabemos que no es sano.

Comparado con el tabaco es un 95% menos dañino. Esto significa que si el tabaco tarda 30-50 años en producirte cáncer, con el cigarro electrónico tendrías que vivir unos 200 años para que te provocara cáncer.

Y si lo comparamos con vivir en el centro de una ciudad, una zona de tráfico o zona con contaminación ambiental.

En estas zonas hay un nivel alto de dióxido de nitrógeno, ozono, y partículas sólidas o líquidas en suspensión.

 

-Los niveles elevados de dióxido de nitrógeno pueden irritar los pulmones y disminuir la función pulmonar, así como disminuir la resistencia a infecciones respiratorias. Y es que la irritación que provoca este contaminante se relaciona con un aumento de la mucosidad de las vías altas respiratorias, lo que puede hacer aumentar las infecciones respiratorias y reagudizar los síntomas de pacientes con enfermedades crónicas respiratorias, asmáticos y alérgicos. De hecho, recientes estudios científicos relacionan la exposición a NO2 con una mayor incidencia de bronquitis, especialmente en mayores e inmunodeprimidos, así como de bronquiolitis en niños.

-El ozono puede inflamar y dañar las células que forran los pulmones.

-Las partículas sólidas o líquidas en suspensión La exposición crónica a las partículas aumenta el riesgo de desarrollar enfermedades cardiovasculares y respiratorias, así como de cáncer de pulmón.

 

Una vez expuesto este último punto, podemos decir que:

 

El vapeo no es sano al 100%.

Es mucho menos dañino que el tabaco.

La gente que ha hecho el cambio se siente mejor.

Es menos perjudicial que vivir en una zona con contaminación ambiental 

Al gobierno no le interesa que dejes de fumar.

A las tabacaleras y farmacéuticas no les interesa que este producto exista.

 

Finalmente, decide por ti mismo. Si eres fumador y quieres dejarlo, el vapeo puede ser la solución. Pruébalo, opina, pero que no te engañen.

1 Comment

Post a Comment